Retroceso del centroizquierda en Europa

De los actuales 27 gobiernos que a día de hoy hay en Europa sólo 6 son de centroizquierda. Cuando antes habían 15 países en la UE 11 eran de centroizquierda. La debacle de la izquierda en las últimas elecciones que han habido en Suecia, uno de los primeros países en donde el Estado del Bienestar fue creado y donde a día de hoy aún sigue fuerte, sólo confirma lo ya sabido.

Frente a los continuos cambios que está experimentando la sociedad europea con la actual crisis económica como telón de fondo, la clase política de derecha ha sabido aprovechar el voto del miedo relacionando seguridad pública con inmigración. Ya lo lleva haciendo bastante tiempo en Francia la extrema derecha , lo que hizo que su entonces líder, Jean Marie Le Pen, llegara a superar al candidato del Partido Socialista Francés Lionel Jospin en el año 2002, llegando a la segunda vuelta para sorpresa de todos contra Jacques Chirac.

Pero es importante intentar hacer memoria para ver por qué hemos llegado hasta aquí. A partir de Marx, con el Manifiesto Comunista del año 1848, y la fundación de la Primera Internacional existen diferentes ramas de partidos socialistas y socialdemócratas que se unen creando el Partido Socialista de Trabajadores de Alemania en 1875. También se crean numerosos periódicos inspirados por este partido. En 1878 este partido cuenta con 42 periódicos y una tirada total de 150.000 ejemplares. Una vez acabada la lucha exclusiva contra la Iglesia, llevada a cabo por Otto von Bismarck, el entonces gobernante de Alemania, comienza la confrontación con los socialistas, teniéndolos como una fuerza subversiva que atenta contra el Estado. Para quitar apoyos al Partido Socialista impulsa políticas sociales como el primer Seguro de Enfermedad. Este enfrentamiento hace que se cree en Alemania uno de los primeros sistemas sociales de seguro.Ya con la revolución de izquierdas en Francia del año 1830, defendido por un periódico republicano, en donde se forma un gobierno provisional de izquierdas implantando una serie de leyes hasta entonces impensables;

  • Formación de la República de Francia con sufragio universal.
  • Libertad absoluta de expresión y reunión.
  • Abolición de la pena de muerte por delitos políticos.
  • Supresión de la esclavitud en las colonias.

Pero duraría poco, pues el campesinado y la burguesía vería como un peligro para sus intereses las políticas sociales de aquel gobierno, entre otras cosas creando talleres para los desempleados con el objetivo de que siguieran formándose mejor para encontrar cualquier otro oficio. Eso se pagaría con impuestos.

En España, Pablo Iglesias junto a un grupo reducido de obreros fundaría en 1879 el Partido Socialista Obrero Español, y pronto la corriente oficial del partido estaría en contra de la Unión Soviética, que poco tiempo después se formaría tras la revolución de 1917, apoyando las tesis del Partido Socialdemócrata Alemán defendiendo la libertad, la democracia. También se crearían las Casas del Pueblo a instancias del PSOE, organizadas por obreros para obreros, en un momento en el que las pensiones o la sanidad pública eran impensables. Se buscaba dar la asistencia sanitaria que entonces los trabajadores no tenían.

Los sistemas sociales occidentales, es decir, los estados del bienestar fueron impulsados por los partidos de izquierdas en la UE, todavía en minoría pero con un notable auge en la primera mitad del siglo XX. Pero con el fascismo en el poder por un lado, y del comunismo SOVIÉTICO por otro, las democracias en Europa se tambalearon.

Tras la cruenta II Guerra Mundial (1939-1945) y la tragedia que supuso el Holocausto, no sólo judío sino también en contra de gitanos, homosexuales, opositores… se dio en Europa una alianza entre los partidos socialdemócratas y los demócrata-cristianos. Una alianza que llevó a la formación y desarrollo de los Estados del Bienestar en la Unión Europea, con los países nórdicos como ejemplo de sociedades avanzadas y abiertas en donde el nivel de vida era claramente superior al resto de países. Tras la Crisis del Petróleo (1973) se puso en tela de juicio la capacidad de los Estados de Bienestar de ser viables en un mundo cada vez más globalizado con tantos problemas, como el energético, y si era suficiente para poder producir en un mundo cada vez más competitivo.

Fue en el contexto de la Crisis del Petróleo (1973) cuando una mujer ultraliberal, Margaret Tatcher, llegó al poder en el Reino Unido en el año 1979 hasta el 1990. Dos años después, en el año 1981, Ronald Reagan, llegaba al poder en EE.UU. Ambos líderes comenzaron una revolución ultraliberal que pasaba por privatizar amplios sectores del Estado, bajar ampliamente los impuestos… lo que llevaba a reducir claramente el Estado del Bienestar, es decir, la sanidad y la educación públicas. Se aliaron también con movimientos religiosos ultraconservadores en una visión tradicional de la sociedad.

En el resto de Europa muchos países comenzaron a optar más por el mercado que por el sector público. Había que incentivar el libre mercado, y para ello había que acabar con todas las trabas, controles… que lo hicieran más difícil. En los años 80 se comenzaron a sentar las bases de la sociedad que hoy día conocemos y que ha llevado a continuos abusos por parte del sector financiero llevándonos a una crisis económica en donde se ha llegado a decir de regular el mercado, pero a día de hoy todavía no se ha hecho nada.

El mercado financiero, y el mercado también en general, ha sufrido una evolución drástica, mientras que las normas que lo regulan vienen a seguir siendo las que se impusieron en el año 1944, en Breton Woods. El mundo también ha cambiado mucho desde entonces, pero no así el funcionamiento de las organizaciones internacionales que lo gobiernan, como la ONU.

Por todo ello, es importante mirar de cara hacia el futuro y saber lo importante que es un centroizquierda fuerte que siga velando por el interés general, que es el de las clases más humildes y las clases medias con una visión en lo social más abierta. Es importante que el proyecto que supone el centroizquierda siga teniendo una influencia notable en la sociedad de nuestros días, para que se pueda construir una sociedad más justa.

Anuncios

Acerca de luiscasas

Licenciado en Periodismo y Técnico Superior en Secretariado, me interesan temas de cultura general y actualidad
Esta entrada fue publicada en Economía, Historia, Política y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Retroceso del centroizquierda en Europa

  1. Fertxu dijo:

    Muy interesante el artículo, es lo que me habias comentado por encima, pero resulta interesante leerlo..animo con el blog, entraré por aqui para ir leyendo tus post.
    besos!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s